Link a fanpage Facebook Link a Twitter

Prestaciones Médicas - Médicos de familia

¿Por qué optar por un médico de familia?

Porque es el médico que nos acompaña y en quien podemos confiar dificultades y problemas de cualquier índole; es quien realiza las interconsultas necesarias para tratar de modo específico y adecuado los problemas que nos aquejan, y quien recoge los puntos de vista y opiniones de los demás médicos consultados, así se evitan superposición de tratamientos (interacciones medicamentosas, etc.), con los efectos negativos que esto puede generar.
Los afiliados pueden elegir libremente su médico de familia, entre aquellos profesionales que tengan cápita abierta. 
Garantiza una atención rápida, personalizada y sin límites de consultas.

¿Qué es la Medicina Familiar?

Es una especialidad que trabaja sobre las cosas más frecuentes que nos pasan.  No ve enfermedades, sino a la persona y su enfermedad: aborda las situaciones emocionales, sociales, etc., que impactan sobre la salud.    Los médicos de familia se forman mediante una especialización de cuatro (4) años luego de recibidos: es un especialista.

¿Entonces sabe de todo? ¿trata todo?

El médico de familia tiene un panorama amplio de los problemas de salud más frecuentes, lo que permite una atención integral, apoyándose cuando sea necesario en las interconsultas a otros especialistas.   De este modo, se evita ir de un médico a otro innecesariamente, pudiendo contar con alguien que integre todos los problemas, y brinde orientación específica: un médico que nos conozca, con quien tengamos un vínculo de confianza.

¿Qué hace el médico de familia?

El médico de familia se ocupa de la salud de sus pacientes de distintas maneras y en distintas etapas de la vida.  Algunas de las habilidades y herramientas que tienen los médicos de esta especialidad son:
-Actividades de prevención y promoción de la salud
-Control de salud de bebés, niños, adolescentes, adultos y adultos mayores.
-Control de embarazo de bajo riesgo
-Control de la mujer (papanicolau, rastreo de cáncer de mama)
-Información e indicación de métodos anticonceptivos (pastillas, uso del preservativo, colocación de DIU, etc.)
-Trata los problemas más frecuentes de la población (hipertensión, diabetes, hipercolesterolemia, hipotiroidismo, etc.)
-Identificar, orientar y tratar cuestiones relacionadas con las emociones (tristeza, depresión, ansiedad, problemas de sueño, dependencia de sustancias como tabaco y alcohol, etc.)
- Debe tener amplio conocimiento sobre los fármacos más utilizados en las demás especialidades, para así integrar los tratamientos del paciente, y evaluar posibles efectos adversos, contraindicaciones e interacciones. 
-Brinda escucha y acompañamiento en las distintas etapas de la vida.

 

¿Toda la familia debe acudir al mismo médico?

No necesariamente.  La “medicina familiar” es un concepto, referido a las habilidades que tienen los profesionales de esta área para atender a las personas en todas las etapas de su vida, a lo largo del tiempo.   El hecho de que un médico conozca la dinámica y antecedentes de la familia, ayuda a entender mejor los problemas y poder brindar una atención personalizada, pero cada miembro de la familia puede optar por médicos diferentes si así lo deseara.   Si varios miembros de la familia optaran por el mismo profesional.


¿Es un sistema nuevo?

No. El modelo de Medicina Familiar, tiene 30 años en nuestro país; y es el modelo de atención más difundido en los países con estrategias sanitarias fuertes, tanto en América del Norte como en Europa. Así, el actual médico de familia, representa el ideal del antiguo médico que conocía a sus pacientes en totalidad, siempre dispuesto a escuchar y acudir a resolver los problemas de salud de su población.  

¿Es obligatorio tener un médico de familia?

Sí.  El sistema prevé que cada afiliado tenga un médico de familia, para lograr una atención más personalizada, en manos de un especialista que cuide de la salud de nuestra población IOSE.


¿Quiénes quedan exceptuados de concurrir al médico de familia?

Niños menores de 12 años Adultos mayores de 65 años Personal militar y gendarmería en actividad. Personas con enfermedades crónicas y oncológicas (en lo que respecta a su tratamiento específico) Embarazadas y puérperas (hasta 30 días después del parto)

¿Qué especialidades son de acceso directo, sin derivación del médico de familia?

- Oftalmología
- Odontología
- Guardia

Cabe aclarar que los  pacientes que están “exceptuados” , pueden igualmente elegir un médico de familia si así lo desearan.

 

CONSULTAS Y SUGERENCIAS:

Complete el siguiente formulario frente a cualquier consulta.